Dos de nosotros

Dos de nosotros

LECCIONES, VACUNAS, INFORMACIÓN

El resultado electoral de las próximas elecciones de medio término estará condicionado por hechos muy concretos y la lógica e intuitiva percepción popular de lo que estamos viviendo.

AEROLÍNEAS ARGENTINAS, ESPERANZA EN LOS CIELOS

Uno tras otro traen vacunas desde los más distantes puntos del planeta que combaten el siniestro flagelo del COVID.

PUTIN DESTACÓ A LA ARGENTINA.

Argentina ya está determinada a la fabricación para la región de la tan célebre vacuna.

LOS MUERTOS NO SON MARGARITAS

Tiempo de pandemia. Son momentos de muerte y dolor mayúsculo. Los seres humanos nos habituamos a casi todo y ya los partes diarios mundiales de miles de contagios y fallecimientos parecen brutalmente anecdóticos.

sábado, 3 de diciembre de 2022

DIPUTADOS SIN ESPÍRITU NAVIDEÑO

 

Máximo Luppino 

Prontos estamos a recrear con renovada FE nuestra gratitud para con el hijo de DIOS que, hecho hombre, nace en un pesebre para cargar con los males de la humanidad. DIOS opta por un pesebre y no por un fastuoso palacio como el primer gran mensaje a los seres humanos. 



Próximos a Navidad reflexionamos en franca introspección y deseamos perdonar y perdonarnos por nuestros pecados. 


La primera sesión de diciembre de la Cámara de Diputados quedó frustrada. En medio de un acalorado debate, Juntos por el Cambio se retiró del recinto a los gritos, con gestos obscenos y violencia manifiesta. Llamó sobremanera la atención la actitud de Cristian Ritondo quien descargó gestos impropios y violentos hacia la presidenta de la Cámara Cecilia Moreau y otros pares del bloque oficialista. Toma triste relevancia el proceder de Ritondo ya que es el jefe del bloque del PRO. 


Muchos temas quedaron sin tratamiento legislativo, además de la conformación de las nuevas autoridades parlamentarias. Por imperio del reglamento interno de la Cámara, continuarán en funciones las autoridades ya elegidas oportunamente. 


Lo más lamentable es que no se oficializó la creación de nuevas universidades nacionales. Entre ellas las de Saladillo, Pilar y la del Delta que ya contaban con dictamen de Comisión. Sabido es que Juntos por el Cambio no es proclive a la creación de Casas de Estudio populares. Su visión de la educación como en tantos otros tópicos en un tanto elitista por decir lo menos. Tal es el fundamento de nuestra afirmación que algunos diputados de Cambiemos ya habían manifestado su voto contrario a la creación de estas universidades. Vidal dijo: “Los pobres no llegan a la Universidad”. Frase sumamente repudiada por un gran número de dirigentes. Parecería que a María Eugenia Vidal le faltó aclarar:” No queremos que los pobres lleguen a la universidad” …

Desde hace tiempo diciembre es un mes complicado para la Argentina. Hoy, el Estado, además de crear condiciones loables de empleo y nuevas fuentes laborales, asiste a los muchos que padecen penurias económicas de un sistema capitalista salvaje y cruel. Sabemos que muchas familias reclaman con razón mayor celeridad para combatir la inflación. 


El dinero no alcanza y la necesidad grita con lágrimas de indignación real.


Como frutilla agria de un postre infame, en los días siguientes se aguarda el dictamen judicial para con Cristina Fernández de Kirchner. El cual según su temer puede desencadenar consecuencias impensadas. Más aún después del intento cierto y concreto de asesinar a la vicepresidenta de la Nación. 


¿Hasta qué punto algunos continuarán trabajando para desestabilizar un gobierno democrático? ¿Cuál será el límite de los mentores del odio entre hermanos argentinos? Pretender que el Peronismo no exista es como pretender que el rey sol no brille en el esperanzador día de DIOS. 


Está más que claro que los ataques a Cristina y demás dirigentes son un ataque al peronismo y su historia a favor de los desposeídos y humildes.  


Gastarán jornadas interminables televisivas difamando al movimiento del General, malograrán derrochando ríos de tinta en mentiras profanas, pero el pueblo continuará cantando “La Marchita”, honrando a Eva y Perón defendiendo a los dirigentes que le reflejaron respeto y acompañamiento en sus días de penuria. 


Algunos diputados casi llegan a la agresión física para con la presidenta de la Cámara de Diputados, Cecilia Moreau. Un cordón de mujeres diputadas protegió con su propio cuerpo a Cecilia. Los “republicanos” se transformaron en fanáticos, violentos barras bravas prontos a golpear a sus pares, pisoteando las leyes que ellos mismos votaron sobre la violencia de género. La escasa capa de barniz cultural se rompe rápidamente cuando el ánimo parlamentario es invadido por las más rudimentarias pasiones primarias. Volvemos a las oscuras cavernas, apagando las luces de la cultura de las universidades que el PRO no quiere que el PERONISMO continúe creando. 


Evoquemos el pesebre del niño Jesús y realicemos un esfuerzo por desear al prójimo lo mismo que deseamos para nuestros seres más queridos. 


Diputados, sepan que: ¡DIOS ama a su creación! 


                     Máximo Luppino



sábado, 26 de noviembre de 2022

¿MACRI, UN MUFA INFALIBLE?

 

Máximo Luppino

La superstición es una ilusión infundada, una creencia creada por nosotros mismos para refugiar nuestra falta de capacidad para descubrir la lógica explicación que fundamentan los sucesos que acontecen. 



La superstición es un “bastón” de cartón en nuestra cotidianidad y es nuestra propia energía la que puede llegar a orientar el resultado de nuestras acciones. 

Algo muy distinto son los milagros, que poseen un origen divino y en los cuales creemos fervientemente. Hecha esta aclaración continuaremos con nuestro escrito. Es decir, la “suerte”, buena o mala según nuestro relativo parecer o conveniencia no existe como tal. Todo lo existente posee una razón de ser, existir y proceder.  La ley de Causa y Efecto impera rotundamente con matemática precisión. 

Claro está que todas estas verdades son difíciles de llevarlas a flor de piel en la diaria fricción de hechos que nos alegran algunos y nos hieren otros. Lo concreto es que Argentina perdió su primer partido con Arabia Saudita en el mundial de fútbol de Qatar. En este deportivo encuentro se encontraba presente Mauricio Macri. Los que no simpatizan con el expresidente lo tildaron de “mufa”. Hasta aquí pocos daban crédito a tan doméstica explicación de nuestra fallida participación futbolística. Ahora, cuando Japón vence a Alemania en el mentado mundial y Mauricio había disparado verbalmente la sentencia de que: “Alemania era la raza superior”, ya más de un racionalista comenzó a creer en la presencia de la jettatura portada por Macri. 

A punto tal cobró forma la “fama” de mufa del ex primer mandatario, que se juntaron firmas para que el mismo no asista al próximo encuentro de la selección nacional con el buen equipo de México. Cuando esta nota sea publicada sabremos el resultado de este encuentro deportivo. Por ahora, sólo fervorosa y nerviosa espera. 

Claro que nosotros no creemos que Mauricio encarne al célebre Jettatore. Más aún, en su gobierno tomó medidas profundamente deliberadas para beneficiar a las poderosas multinacionales y ahogar la economía nacional. El “acuerdo” con el FMI fue un endeudamiento adrede para someter el crecimiento de la Nación. 

Macri siempre se encuentra cómodo con los poderosos. Basta verlo “chichonear” simpáticamente con las más altas autoridades del régimen de Qatar, un gobierno autoritario y despótico donde se contabilizan 6.500 obreros fallecidos en la construcción de estadios y estructuras para el presente mundial de fútbol. Donde reina la corrupción Macri se encuentra a gusto, como en los “abrojos”.

Un Macri que se comprometió al “hambre 0” y a retirar el impuesto a las ganancias entre otras promesas escritas en las aguas cambiantes de las promesas electorales. 

Mucho peor que “mufa”, Mauricio es un hacedor de desgracias para los trabajadores y humildes. Parece Macri sólo estar a gusto con los dueños de fortunas incalculables como lo son los jeques árabes que no benefician al pueblo, sólo administran privilegios sobre los ya obtenidos de la clase millonaria. 

Qatar posee 300.000 ciudadanos y 3.500.000 extranjeros que trabajan sirviendo a la clase dominante. Una ecuación numérica que indigna por sí sola. En la cruda y criticable desproporción de sometedores y sometidos de Qatar transcurre un mundial de fútbol bañado de sangre inocente, carente de las libertades básicas de digna humanidad. Un reino poco criticado por famosos periodistas, ya que el dinero parece haber comprado voluntades de personas con escasa moral. Sin mencionar lo más atroz de todo que es el avasallamiento inadmisible para con los derechos de la mujer. Hoy no podemos sueltos de cuerpo sólo afirmar que es “su cultura”. Una cosa son las pautas culturales y religiosas y otra muy distinta es el sometimiento violento de las mujeres gestadoras de vida en la tierra. Qatar será recordado como el mundial que no debió ser, más allá de los resultados deportivos. En su afán de poder los gobernantes de Qatar lograron visualizar sus miserias espirituales escondidas detrás de montañas de oro profano saturadas de dolor popular. 

Mauricio mufa, no. Macri creador de dolor y hambre para nuestra República sí.  


            Máximo Luppino


lunes, 21 de noviembre de 2022

SENTIMIENTO MILITANTE: LA PATRIA ES EL OTRO

Máximo Luppino

 El peronismo siempre da más. El movimiento del General continuamente sorprende por su creatividad y fuerza de acción a la sociedad.



Con 77 años de vida institucional, el justicialismo se encuentra en el esplendor de su vigencia, cual joven entusiasmado con la llegada de la primavera. 

En el Estadio Único de la Plata, rebautizado Diego Armando Maradona, la militancia de Perón y Evita se dio cita con fervor patriótico para celebrar su día y escuchar el mensaje de Cristina Fernández.  

El 17 de noviembre pasado se evocaba el histórico momento en el cual el General Juan Domingo Perón retornaba a su país luego de 17 años de persecuciones y proscripciones. Perón volvió porque el pueblo militante así lo quiso. En 17 años de proscripción los cultores del odio no pudieron romper el mítico vinculo del líder con su amado pueblo. Fue cuando en esos duros años de prohibiciones, persecuciones y muerte se forjó en la fragua de la adversidad el carácter indómito de la militancia peronista. 

Los compañeros se sobrepusieron a todo, desde las balas asesinas a las mentiras infames que trataron de ensuciar la imagen de Eva y Perón. Pero no contaban los golpistas con el aguante de los muchachos que continuaban susurrando la “Marchita” siempre. Más la prohibían, más la entonaban con sentimiento barrial de pueblo rebelde que deseaba edificar su propio destino. 

Pasaron 50 años de aquel fabuloso retorno del quien se convertiría en el tres veces presidente de los argentinos. El peronismo le dio dignidad al trabajador a través de la consagración de derechos propios. Tan importantes como esos derechos, el movimiento del conductor trazó un horizonte de realizaciones colectivas para los humildes de la patria. 

Ahora Cristina una vez más levanta las banderas del pueblo doliente de los que caminan las calles por las veredas de la ilusión, soñando despiertos con un mañana más próspero para su comunidad. 

Cristina interpreta cabalmente la mística de hombres y mujeres que quieren salir a flote de la pobreza que nos acosa. 

Cuando Cristina hace ya muchos años dijo: “La patria es el otro” marcó una sintonía humanista profunda, encuadró en esa frase el sentir de EVITA en su gigantesca fundación, madre de toda solidaridad. A la vez que marcó una comunión espiritual con nuestro Papa Francisco que nos recordó que el “Verdadero poder es el servicio”. 

Cristina habló el 17 y sus palabras oficiaron de disparador interior para dar curso a una renovada esperanza peronista que crece cada día más. Cristina se mostró como si ya fuera presidenta, si decide serlo o no aún no lo sabemos, pero sí tenemos certeza que tiene “todos los fierros a mano” para lograrlo si así lo quiere. 

Cuando en cobarde atentado criminal quisieron matarla, sólo lograron agigantar más aún su figura. Ahora robustecida, víctima de arbitrariedades de los poderosos, Cristina retoma los días que el destino tiene reservados sólo para los lideres populares. 

Tanto difamaron al peronismo que lo blindaron de todo infame ataque artero. 

¿Si el peronismo fue tan malo, por qué la gente lo recuerda con tanto afecto? 

¿Qué clase de “demagogia” sobrevive a 17 años de exilio y proscripción? 

¿Por qué el peronismo tiene más vida hoy que cuando nació hace ya 77 años? Quizás deberían pensar los “doctores de la ley” que algo bueno se habrá hecho en favor del pueblo.  

Lo cierto es que mientras los partidos políticos de los odiadores tienden a desaparecer por el propio peso lúgubre de su odio al pueblo, el movimiento del General continúa cumpliendo años de gloria al lado de los descamisados de siempre. 

Perón siempre está presente en cada rostro curtido de sencillez y honestidad popular, en cada mirada de gente buena de barrio y provincia con valores plenos de argentinidad indómita.

Es el peronismo, compañeros, que marcha una vez más hacia delante cara al sol para beneficio de la patria y el bienestar del pueblo.

” La única verdad es la realidad”

¡Feliz día del militante peronista!

                   Máximo Luppino

sábado, 12 de noviembre de 2022

AYUDAR SIN CREAR DEPENDENCIA

 

Máximo Luppino

Una sociedad sin solidaridad es una comunidad carente de sentido humanista. Sin fraternidad social marchamos al abismo de la oscuridad materialista, donde se torna difícil retomar el camino de la luz reconfortante del compartir el sendero con nuestros semejantes. 

En la felicidad del prójimo encontramos nuestra propia realización. 

El Estado debe ser un garante de equidad social, un proveedor de oportunidades ciertas para que el pueblo se realice como conjunto, conformando una sociedad próspera y pujante. 

Nuestra amada argentina atraviesa un momento muy difícil con un índice de pobreza casi profano, donde el que trabaja y percibe un salario en muchos casos no puede sostener dignamente a su familia; careciendo de la calidad y cantidad de alimentos adecuados que se requieren. Imaginemos cómo se suceden los días de aquellos que dependen de la ayuda estatal permanente. La etapa actual es tortuosa e inestable, saturada de incertidumbres que carcomen el tejido social imperante. 

Semana tras semana vemos grandes movilizaciones de carenciados que marchan por las grandes ciudades de la República pidiendo más asistencia gubernamental para sortear lo mejor posible su angustiante pasar. 

Claro que el Estado debe ser solidario y asistir a los necesitados ¿Cómo ayudar sin crear dependencia? Hay generaciones que jamás vieron a sus padres poseer un trabajo digno. Es entonces cuando los planes sociales dejan de ser una ayuda adecuada para además convertirse en un hecho cultural, muy dañino para la autoestima de las personas, pero sumamente necesario. Estamos atrapados en un laberinto horroroso donde únicamente la abundancia de trabajo con sueldos acordes a las necesidades familiares es recién el comienzo de la solución. 

Si los que perciben salario no llegan a fin de mes, imaginemos los días de los que dependen de comedores, planes de ayuda y changas fortuitas para obtener su sustento. 

La compasión debe estar siempre presente en el corazón de las personas. La actitud de querer “salvarse solo” no sólo es una ilusión individualista, sino que es un camino hacia el ostracismo espiritual. Despertar y fomentar la ambición adecuada para que cada persona pueda producir al menos lo que consume como bien lo sentenciaba el General Perón, es una obligación comunal. El objetivo de sentirse útil es un logro que se debe cimentar día tras día. Sentirse poderoso en la acción no es un pecado, es una obligación de las personas que desean ser pujantes. 

El sistema capitalista tal como lo padecemos está mutando a agigantados pasos a un régimen de bienes más justo y equitativo. Podríamos llamarlo “capitalismo humanista” o como se desee. Lo que si es cierto es que algo bueno se asoma tras este manto oscuro de acumulación exorbitante de materia para algunos pocos y hambre violenta para muchos. 

Muchos dirigentes sociales están imbuidos de un espíritu solidario hacia los dolientes, pero otros ven en el dolor del semejante un escalón al que pisar para ascender políticamente. Para ellos, nuestro más sólido repudio.  

El manifestante social pide, exige, demanda y en ocasiones por torpeza de sus dirigentes extorsiona al resto de la sociedad. Todos estos hechos en el mismo sentido de dolor por la injusta situación que les toca vivir. 

Vemos acampes en las ciudades de una oleada de hermanos dolidos, carenciados, sufrientes. En sus necesidades se refleja el egoísmo de funcionarios y dirigentes que miran para otro lado. En el sufrir del semejante se refleja nuestra propia carencia espiritual como sociedad. 

La salida es educación y trabajo con pleno cariño por el otro. 

Vemos en ocasiones más resentimiento en sectores acomodados que en los humildes que sobreviven con lo poco que tienen.

La marcha hacia la libertad, que no es otra cosa que abrazar un completo bienestar junto al semejante, nos tiene que encontrar comprometidos en la labor solidaria y formativa de valores éticos.

¡Despreciando nos despreciamos, ayudando nos ayudamos a realizarnos!

¿Qué sendero tomarás?



Máximo Luppino



lunes, 7 de noviembre de 2022

BRASIL, EL ESPEJO EN EL QUE NOS MIRAMOS


Máximo Luppino

Lula, el actual presidente electo de Brasil en elecciones democráticas libres, padeció más de 500 días privado de su libertad. La justicia que lo condenó fue la misma que luego reconoció que Lula era inocente, libre de culpa y cargo. En ese injusto periodo, en que el actual electo primer mandatario de la hermana república se encontraba detenido, fallece su señora esposa y un nieto del actual presidente. 


 Ya Dilma Rousseff fue destituida de la presidencia de Brasil en arbitrario atropello a la voluntad Popular. Un cambio de partida presupuestaria fue el “delito” que se le señalaba. En concreto, si los señores jueces disponen, podrían no reprender a un eventual depredador del Amazonas o mandar al cadalso sin titubear a un ciudadano por arrojar un papel al suelo. Así de “elástica” puede ser la “justicia” en Brasil como en la Argentina.   

Argentina y Brasil padecen de similares penurias y análogos desafíos históricos. Por esto Brasil es un espejo político en el cual nos miramos atentamente. 

Claro que la “justicia politizada” tendenciosa, tanto en Brasil como en Argentina para ejercer sus tropelías, cuenta con aliados de tinta, voz e imagen. Esto es decir que poderosos medios de comunicación preparan el terreno para el desembarco de las medidas judiciales que “sacarán del camino” a los que representan una amenaza para sus privilegios. Basta observar en nuestra patria la ferrea reacción corporativa ejercida por el Poder Judicial cuando se quiso igualar a los jueces con las obligaciones que rigen para los demás empleados que tributan el Impuesto a las ganancias. Es decir, en nuestras criollas latitudes, todo asalariado debe tributar ganancias menos los señores jueces. 

¡No somos tan iguales cuando de dinero se trata! Según el “sabio” entender de nuestros magistrados.

Hace pocas horas la Justicia Argentina dispuso la libertad de los miembros de Revolución Federal, quienes a viva voz amenazaron de muerte a funcionarios nacionales y más grave aún, participaron de marchas donde arrojaron antorchas encendidas a la Casa Rosada y golpearon vehículos de funcionarios entre otros desmanes ejercidos por estos delincuentes. Sin hacer mención a la estrecha vinculación de este grupo político con el atentado a la vicepresidente de la Nación. 

Se encuentran libres los que manifestaron “no fallar en el intento futuro de matar” y proclamar que harían extensivos sus crímenes al señor presidente de la Nación, a otros funcionarios y a periodistas inclusive.  Pero con la “doble vara judicial” los extremistas están libres y otros ciudadanos estás presos aguantando el día que llegue su juicio. 

En profética actitud de astuta previsión nuestro Martín Fierro sostiene:  

«Hacete amigo del Juez

No le des de que quejarse;—

Y cuando quiera enojarse

Vos te debes encojer,

Pues siempre es gŭeno tener

Palenque ande ir á rascarse.»


«Nunca le llevés la contra

Porque él manda la gavilla—

Alli şentao en su silla

Ningun güey le sale bravo—

A uno le dá con el clavo

Y á otro con la cantramilla.»

En concreto, tanto Brasil como Argentina poseen el desafío de encuadrar al poder judicial en el auténtico orden democrático patriótico y popular. Para que los versos de José Hernández sean solo hermosas y poéticas frases de la literatura y no una cruel realidad social para temer. 

Con sus 77 años de edad y golpes recibidos por defender sus ideales en favor del pueblo de Brasil y siendo presidente electo, parecen que las fuerzas reaccionarias de las cavernas no desean dejarlo ejercer su mandato otorgado por las urnas. Aún antes de asumir ya están “limando” un poder no ejercido todavía. 

El mal es ansioso y no descansa. “Golpea en el piso”, no obedece regla alguna. Sólo acata lo que ellos mismos dictaminan y determinan para imponer su voluntad, que no es otra que mantener privilegios del poder real, que habita a las sombras de la democracia. 

Tenemos esperanzas para con Brasil y para con nuestra Argentina. Creemos en la moneda única para Latinoamérica. Nuestro SUR como moneda de defensa de la Patria Grande debe nacer. Al igual que el Banco del Sur, en el que el MERCOSUR sea una realidad concreta. 


             Máximo Luppino 

sábado, 29 de octubre de 2022

JUECES CON PRIVILEGIOS, SOCIEDAD BURLADA

Máximo Luppino

Los señores jueces continuarán sin tributar el impuesto a las ganancias. Sin sonrojarse parecen dispuestos a defender sus privilegios a “capa y espada”. Continuarán brindando “justicia” desde la propia iniquidad para con la sociedad.  ¿Cómo se brinda justicia estando sentado en un trono de privilegio? Sin equidad no hay ejemplo positivo hacia la sociedad. Todos los demás mortales de la Nación Argentina pagan el impuesto a las ganancias, el poder judicial no, por más que muchos magistrados llegan a percibir como salario más de un millón de pesos mensuales. No pretendemos que ningún sector gane menos de lo que ya percibe. Sí deseamos fervientemente que el habitante de a pie de nuestro país gane mucho más, ya que hoy reinan salarios de hambre para la mayoría de la gente. La despiadada inflación logró que el trabajador aplicado con su sueldo no llegue a comer decentemente y encima le saquen plata por “ganancias” …



Los médicos y enfermeros, los docentes, los camioneros, albañiles, policías y científicos, todos, absolutamente todos pagan. Los magistrados envueltos en sus togas de administradores de justicia, cometen el injusto hecho de no tributar. ¿Todos iguales ante la ley?

El respeto social se gana con los ejemplos de altruismo y solidaridad, no con prerrogativas sectoriales, con excepciones que les permiten diferenciarse del resto de los conciudadanos para propio provecho. 

Cuánto más respeto y consideración social obtendrían los señores jueces si ellos mismos se dispusieran a pagar los mismos tributos que sus semejantes abonan. La sociedad se siente estafada y burlada por los poderosos jueces que habitan en un universo predilecto. 

El impuesto a las ganancias desde siempre fue un atropello aberrante al trabajador. En verdad es un latrocinio que el Estado ejerce contra los que reciben un salario por su trabajo. Nunca puede ser ganancia el pago por una actividad brindada. Es una contradicción en sí misma, que en muchos casos no deja progresar a los empleados. Esto sucede en los casos de las horas extras, que al realizarlas puede sumar a su sueldo un dinero que “habilita” a que se le aplique “ganancias”. Por lo tanto, trabajaría un asalariado más tiempo para que le quiten parte de su remuneración correctamente lograda. Un auténtico disparate que atenta contra el Orden Natural y el espíritu de progreso dándole bofetadas a la cultura del trabajo. 

Todos los mandatarios saben de lo injusto de este impuesto, pero nadie lo quita. Por más que muchos hasta llegaron a prometerlo como parte de la campaña política, luego todo continúa igual. Palabras que el viento del interés económico se lleva. 

Si la clase dirigencial no soluciona la avalancha inflacionaria es probable que pronto estemos viviendo episodios no deseados de mucho dolor y tristeza. 

La inflación debe ser controlada. Esta es la prioridad absoluta de toda la sociedad. En especial la de los gobernantes de turno. En ellos recae la más cruenta responsabilidad. 

Si el poder judicial tributara ganancias el Estado contaría con una suma de dinero muy importante que ayudaría a la recuperación financiera de la República. 

El impuesto a las ganancias está destinado a ser abolido. Es un despropósito en sí mismo, un atropello a los derechos de los empleados, un ejercicio de pesca en la pecera de la casa. 

Las elecciones generales del 2023 se aproximan raudamente y con ellas el veredicto del soberano que sabrá premiar y también castigar a los que a su entender íntimo le señalen como responsables de esta pobreza creciente en la cual vivimos. 

Argentina necesita imperiosamente que sus tres poderes gobernantes se encuentren profundamente hermanados en el propósito de una patria grande con su pueblo feliz.  

El poder judicial debe ser ejemplo de igualdad y solidaridad, para esto los derechos y obligaciones deben ser los mismos para todas las personas que habitan nuestro sagrado suelo. 

Proveer de conformidad. Será justicia.


                Máximo Luppino

 

domingo, 23 de octubre de 2022

JONATHAN MOREL, VOCERO DE ODIO Y VIOLENCIA

 

Máximo Luppino

La historia de los pueblos contiene páginas sombrías. De los “tristemente célebres” que son necesarios estudiar y analizar, están los renglones en los que aparecen los díscolos inadaptados al orden democrático. Jonathan Morel ya logró protagonismo entre los cultores del crimen y la intolerancia extrema. Morel será señalado como lo peor de una Argentina que desea vivir en paz y desarrollarse en total armonía y convivencia con el prójimo.

Jonathan Morel arrestado recientemente por incitación a la violencia colectiva, amenazas de muerte a funcionarios de la república, apología del delito, también será investigado para determinar qué grado de participación podría haber tenido en el atentado a Cristina Kirchner.

Morel es líder de la Revolución Federal, una agrupación política de ultra derecha con vocación violenta y destructiva, había militado para Mauricio Macri, luego fue mutando hacia expresiones políticas más extremas como la de Javier Milei. De hecho, Revolución Federal se autodefine como una expresión de la derecha libertaria. Un dilatado material fotográfico lo vincula con Macri, Milei y Bullrich entre otros representantes políticos de la derecha argentina. 

Claro que las ideas políticas de Jonathan Morel no se cuestionan, tampoco las de Revolución Federal. Tienen todo el derecho del universo de profesar las ideas que bien deseen. El problema acontece cuando pregonan “eliminar” a sectores ajenos a sus creencias. 

El historial violento de Revolución Federal es abultado, desde las bolsas mortuorias con nombres de políticos y personas ajenas a sus ideas, hasta aseverar: “Yo veo un kirchnerista y lo quiero hacer sangrar” “Al Kirchnerismo, cárcel o bala” …

Desde la “marcha de las antorchas” con bombas molotov incluidas que fueron arrojadas a la Casa Rosada, hasta exhibir una maqueta de una guillotina amenazante, “prometiendo muerte” a opositores dando lugar a su primitivo sentir. Más el posible financiamiento del atentado a la señora vicepresidenta de la Nación, no dejaron episodio criminal sin cometer. A la luz del análisis más minucioso y exacto de todos estos hechos, la justicia argentina deberá encuadrar las acciones de Morel y de Revolución Federal como actos de terrorismo. Ya que en verdad esto es lo que aconteció. Tomemos conciencia de la gravedad institucional de lo que nuestra sociedad vivió.  

La Causa judicial nos habla de un monto de dinero superior a los 7 millones de pesos de parte de la familia Caputo en beneficio de Morel por muebles que jamás se realizaron. Morel tercerizó el pedido de mesas pedidas, según sus propias palabras. La empresa de los Caputo paga por adelantado un “trabajo” de carpintería que jamás se efectuó. Cada día que pasa parece cobrar más forma la teoría de un financiamiento económico a Revolución Federal y su atentado a Cristina. La lista de posibles homicidios es muy larga. Estaban apuntados el presidente de la república Alberto Fernández, Máximo Kirchner, Sergio Massa y demás funcionarios amenazados. 

Lo que hace grande a la acción política es el servicio humanitario y solidario al semejante, el desarrollo de criterios que promuevan el Bien Común, justamente las doctrinas de integración y justicia social son las más plausibles. Revolución Federal exhibe todo lo contrario. Se mueven en un esquema de odio y rencor, abogando por la destrucción de las personas que creen en otras ideas ajenas a la de ellos mismos.

Si la justicia demuestra, como parece ser, que “Los Copitos” fueron solventados para efectuar un magnicidio contra la Nación Argentina en la figura de la vicepresidente estaríamos frente a un episodio inédito de maldad pocas veces registrado. 

Jonathan Morel, Los Copitos y referentes de Revolución Federal están detenidos, mientras los mentores de los atentados continúan plácidamente amontonando billetes y propiedades, pensando en qué lugar del mundo van a vacacionar. Unos, las frías celdas y otros disfrutan de delicados manjares del mundo de los millones. Además de perversos un tanto tontos. “Los Copitos”, con vocación de daño al país, no los disculpamos, todo lo contrario, deben responsabilizarse de sus atrocidades delictivas. 

Las elecciones generales del 2023 nos darán oportunidad de elegir qué forma de vida queremos para nuestra patria. Revolución Federal nace por la fomentación de la intolerancia por parte de muchos dirigentes obtusos, que prometen incendio, balas y sangre. De ese infierno nada bueno surgirá.

Mal político es el que aprovecha las penurias del pueblo para sembrar discordia y resentimiento. La doctrina de “Ofrecer la otra mejilla” es correcta. 

Desde la cárcel esperamos que estos jóvenes piensen, reflexionen y sobre todo aprendan a tolerar y convivir con personas de diferentes criterios.

Avanzan los individuos que fieles a sus ideales aprenden a adaptarse a las realidades imperantes.

Vivir es un magnífico milagro que debemos honrar sirviendo a la comunidad donde el cariño es fundamental. En la felicidad del prójimo encontramos nuestra alegre realización espiritual. 


           Máximo Luppino

sábado, 15 de octubre de 2022

17 DE OCTUBRE: PUEBLO LEAL, DIRIGENTES OCIOSOS

Máximo Luppino

Otro 17 de octubre se exhibe con abundancia de mística popular esperanzada y apatía profunda en un gran número de funcionarios desconcertados.  


Mientras en una importante fracción del mundo parece que florecen ideas totalitarias que señalarían un retorno a las doctrinas autoritarias, tal como el nazismo o el fascismo, desconociendo las necesidades de los humildes y oprimidos de la sociedad. Otra parte del globo se encuentra empeñada en una contienda bélica de grandes dimensiones en Ucrania donde Rusia desplegó su ejército, fruto de una encerrona política militar producida por la OTAN dirigida por los Estados Unidos de Norte América. 

Por más “razones” geopolíticas que pudieran asistirle a Rusia, jamás Putin debió invadir Ucrania ya que entró en el “corral” que EEUU preparó minuciosamente para el líder ruso.  Europa es el fiambre del sándwich con bases de la OTAN en toda la Unión Europea que a estas alturas más que proteger al viejo mundo oficia como una invasión silenciosa de hecho. Sumado a la red financiera que lo sujeta a los interese económicos estadounidenses. Pero Europa depende en gran medida del gas y petróleo que Putin administra, más las fuentes eléctricas que están restringidas. 

China no quita los ojos de Taiwán donde el poderío bélico se exhibe con todo su poder. Para no ser menos, Corea del Norte con Corea del Sur se amenazan con vuelos de misiles poderosos que son mucho más que “fuego de artificios” y maniobras de entrenamiento. 

El escenario es muy complicado en un mundo sobrepoblado donde la demanda de alimento es enorme y los bolsones de millones de hambrientos llevan al planeta a una encrucijada moral sin precedentes. 

Los países poderosos en su mayoría no reciben a las olas de migrantes que buscan un lugar donde trabajar y comer. Se retiran de una pobreza extrema de sus propias sociedades, catástrofes económicas que las naciones que ahora no los reciben fueron las autoras de generarlas. 

Putin habla de utilizar armas nucleares si lo considera conveniente, mientras atacados, atacantes y vecinos próximos siguen comprando y vendiéndose energía, alimento y por supuesto armas. La locura está reinando con toda su incoherente contradicción despiadada. 

Argentina lucha con una inflación que es nuestra “bomba atómica” económica, que nos empobrece y sumerge en indecibles angustias mes a mes. Mata la inflación, de a poco por devastación constante, y pulveriza el ánimo y encierra al laburante en el rincón más oscuro de sus ancestrales miedos, el de no poder alimentar a sus hijos. 

El mundo debe pasar de la globalización al universalismo, tal cual lo enunció Juan Parón hace 80 años atrás. Esto es pensar en la unidad planetaria en el contexto de la unión espiritual de las personas. Donde la fraternidad se viva como la realidad que es y no como una frase bonita pisoteada a diario por la indiferencia y el egoísmo. 

La globalización tomó características financieras y de comercio mundial. El Universalismo es un concepto humanista y ecológico en el más profundo sentido del término. Cuidar al semejante es cuidarnos, ayudar, socorrer, brindar ayuda real y concreta son las acciones universalistas que se aproximan. 

Ayudamos a los dolientes o el armamento nuclear con todo su oscuro poder destructivo dará cuenta de nosotros por no saber querer al prójimo, romper y gritar cuando en verdad hay que construir, susurrar y cantar. 

Este nuevo 17 de octubre recodaremos a Juan Domingo Perón y a Evita, la abanderada de los humildes. Por sobre todo honraremos al pueblo argentino que recató al General de la cárcel y rescatando a Perón en un hecho de amor sublime e histórico encontró su sendero en la historia de los pueblos dignos. 

Nuestros más altos dirigentes no fueron capaces de organizar un acto único del Día de la Lealtad. Vedetismo, orgullo personal e intereses internos egoístas muestran cuánto nos falta aprender del verdadero sentido del Compañerismo Peronista. Luego se canta: “Todos unidos triunfaremos” ...

17 de octubre del 2022, un desafío para continuar creyendo y no caer en la tristeza de los precios en continua alza. Creer en Dios y no en la derrota, pensar en la epopeya y jamás verse derrotados. Pelear y trabajar antes de abandonarnos a la voluntad de los sin corazón. Sabemos que el pueblo argentino va a decir presente.

¡Perón, Eva y los militantes muertos y vivos van decir presente y estarán al lado de la gente!

 ¿Los dirigentes estarán?

¡Muy Feliz día de la lealtad peronistas queridos compañeros! 

¿Viva Perón carajo!

    

           Máximo Luppino

viernes, 7 de octubre de 2022

INFLACIÓN: LA CIÉNAGA DONDE SE HUNDEN LAS NACIONES

Máximo Luppino

La inflación en Argentina viaja en Ferrari, mientras el salario de los trabajadores se traslada en un viejo carro tirado por taciturnos bueyes. 


Las góndolas de los comercios se tornaron en implementos de tortura, ya que basta verlas para sufrir indeciblemente al ver lo que la familia necesita y no se llega a comprar, por más horas extras que se trabajen. 

Nuestra inflación es tan monstruosa que junto al bolsillo de la gente devora las esperanzas de un futuro mejor. Desgasta en ánimo familiar al no poder adquirir los productos más elementales para vivir dignamente. Cada día se trabaja más, pero adquirimos mucho menos por más paritarias exitosas que se anuncien. Claro que las paritarias son una gran herramienta de lucha contra el desfasaje económico, pero con estos índices de suba de precios resultan insuficientes, por más bonos compensatorios que se le sumen.   

Los economistas más galardonados de las más encumbradas universidades del globo quedan derrotados y de rodillas ante la avalancha de números que se suman a los alimentos básicos. La política hace agua, y los “precios cuidados” ofician como un analgésico vencido ante un cáncer terminal.  

Alberto Fernández le “declaró la guerra” a la inflación. Ese fue el primer y último parte de guerra. Fue tal el bombardeo nuclear inflacionario que ni tinta para escribir comunicados dejaron. Todo parece estar a punto de sucumbir.  

Pasan los gobiernos y la inflación permanece creciendo hasta horizontes desconcertantes. Es verdad que salimos de una terrible pandemia en la que Argentina no escatimó recursos económicos para que toda la población se encuentre bien protegida y debidamente atendida. Además, ya habíamos acumulado un gran índice inflacionario del gobierno de Mauricio Macri, más la horrorosa guerra de Rusia y Ucrania que afectó la energía mundial y pone en alerta a todo el planeta. 

Sergio Massa avanzó con algunos importantes éxitos financieros, pero la inflación no cede y lo peor de todo es que no vemos señales de mejora. Diríamos todo lo contrario, la mercadería aumenta prometiendo subas más elevadas aún para los días venideros. 

Algunos sostienen que a la inflación reinante que emana del pasado se le suma un “golpe de mercado”, es decir que muchas subas son provocadas por poderosos grupos económicos. De ser así hay que limitar, con el uso de la ley vigente, cualquier maniobra desestabilizante que pueda existir. El gobierno posee las herramientas y hay que usarlas con la decisión y el tacto que las circunstancias requieren. 

Pero recordemos, por “generación espontánea”, los precios no van a bajar. Recordemos que Mauricio afirmó que dominar la inflación “era cosa de días”. La realidad fue que trepaban los precios mes a mes. El gobierno actual tampoco hasta la fecha acertó con la medicina adecuada para este terrible mal social. 

Tal es el hambre que existe y peor aún, el que se insinúa por llegar, que la gente “pierde” interés por los temas más delicados, y es lógico que así suceda, ya que el dolor de ver niños y abuelos padecer necesidades es un dolor terrible que subleva al pueblo. 

Si Alberto, Cristina o Massa poseen una medida drástica, una “Bala de Plata” es hora de usarla, antes que la pólvora se humedezca completamente. Un par de meses más y no existirá oportunidad alguna de reanimar al enfermo. Sería muy tarde para resucitar a una economía ya anémica. 

El próximo 17 de octubre sería una fecha adecuada para implementar las medidas que el pueblo requiere a gritos. Sí, en el Día de la Lealtad Peronista es bueno que los gobernantes exhiban lealtad concreta al pueblo y tomen medidas concretas contra la inflación que carcome la República toda. 

¡La lealtad es una avenida de doble mano!


               Máximo Luppino



 

domingo, 2 de octubre de 2022

BRASIL: ¿LULA O BOLSONARO?

 

Máximo Luppino

La interacción e interrelación se manifiesta de forma definitiva en este mundo absolutamente globalizado. Cada vez es más elocuente aquello de “hacemos cosquillas aquí y el universo ríe por allí”. El primer domingo de octubre, el hermano país de Brasil tiene elecciones presidenciales. El mundo mira con suma atención cómo la Nación Carioca se debate entre dos grandes candidatos: Lula o Bolsonaro. Pero mucho más que dos candidatos, se elegirá entre dos modelos de país muy diferenciados y en ocasiones diametralmente opuestos en cuanto a principios, objetivos y la forma de relacionarse con el resto del mundo. 


Argentina y Brasil están hermanados por múltiples lazos culturales y comerciales. Es en este sentido que el destino próximo de Brasil afectará directamente a la política y economía Nacional. Por estas horas preocupa a la comunidad internacional la aseveración del actual presidente Bolsonaro que manifiesta que si no obtiene el 60% de los votos será porque hubo fraude. Hasta llegó a decir que de no triunfar desconocerá el resultado de las urnas. Algo así como: “debo triunfar yo, sí o sí. De esta manera pone en estado de alerta y vigilancia la próxima jornada electoral.

Ya Estados Unidos de Norte América advirtió severamente a Bolsonaro por su conducta y le pidió que no llame a las Fuerzas Armadas Brasileñas a intervenir de ninguna manera en la vida civil interna de su país. Es difícil pensar que haya fraude en Brasil contra Bolsonaro cuando él es el primer mandatario. 

Argentina observará atentamente los designios electorales del vecino país no solamente por las razones económicas y comerciales a mediano plazo tan importantes para nuestro desarrollo, sino también por las simpatías directas y concretas que nuestro propio poder político posee tanto con Lula unos como con Bolsonaro otros. 

Macri, Bullrich, Larreta y Milei poseen lazos ideológicos similares con el actual presidente Bolsonaro. En tanto Alberto, Cristina, como el peronismo en su conjunto, se sienten identificados con los ideales de Lula. Tal es la hermandad del Justicialismo con Lula que ya se confeccionaron borradores para implementar una moneda comercial con valor en toda Latinoamérica. Presentarnos juntos y unidos en importaciones y exportaciones mundiales con un Banco propio que sostenga nuestros productos. Es decir, negociar en conjunto para ser más poderosos y evitar abusos del “mundo desarrollado”. Sería concretar el sueño tan anhelado de San Martín, Bolívar, Rosas, Artigas y el mismísimo General Juan Perón, entre muchos otros patriotas y prohombres de nuestra América del Sur y naciones del Caribe.  

Recordemos que el presidente Alberto Fernández visitó a Lula en Brasil cuando éste se encontraba en prisión, y su situación judicial era delicada. Hay gestos que trascienden las fronteras del formalismo para llegar a lo más profundo del alma, son hechos que no se olvidan jamás. 

Queremos decir con todo esto que el resultado electoral de Brasil influirá directamente en nuestras elecciones generales del 2023. Se afirma en el entorno de Cristina Kirchner que tomaría algunas decisiones políticas según el resultado de las urnas brasileñas el domingo próximo.  

La comunidad internacional mantiene cierto disgusto con Bolsonaro por el trato poco ecológico que mantiene con el Amazonas. Ese gran pulmón del planeta debe ser sumamente cuidado y Bolsonaro lo trata como si fuera un arbusto más de su exclusiva propiedad.

La suerte de Brasil incidirá en la puja entre la derecha y la izquierda del globo. Más aún, señalará cuáles son los valores éticos que se impondrán en años venideros. 


            Máximo Luppino

sábado, 24 de septiembre de 2022

ESTADOS UNIDOS PREFIERE AL PERONISMO

 


Máximo Luppino


Estados Unidos de Norte América busca éxito en sus “negocios” con Latinoamérica, para esto requiere estabilidad política y una relación más madura y profunda con los gobiernos del continente americano. En este contexto el gobierno de Joe Biden muestra preferencias por Lula y toma distancia de Bolsonaro. Algo similar sucede en nuestras criollas latitudes. Biden prefiere al peronismo antes que al Pro carente de imaginación y de un auténtico sentido del desarrollo económico. Vieron cómo fracasó Macri que ahora desea volver, “amenazando” que va a hacer lo mismo, pero más rápido. Si con la “formula “de Mauricio el país se estroló, ejecutándola más velozmente la “piña” que se dará contra la realidad también va ser más estrepitosa. Fórmula similar, resultado similar, no es cuestión de velocidad, es cuestión de eficiencia y talento para gobernar junto al pueblo no contra la gente.

Los Yanquis bien saben que “Vaca Muerta” fue puesta en marcha por el gobierno de Cristina, mientras Cambiemos se oponía de manera rabiosa. Luego, en el mandato de Mauricio Macri, él hablaba al mundo de las bondades de los yacimientos patagónicos, como si él fuera “el padre de la criatura” cuando en su tiempo activó la oposición para enfrentar el proyecto económico energético más importante de la Nación. Estas miopías dirigenciales no sueles ser del agrado de los dirigentes estadounidenses, sin contar que el FMI vía influencia de Donald Trump financió un crédito multimillonario a nuestro país con la finalidad de “garantizar” la reelección de Macri. Cosa que NO logró. Estos fracasos disgustan en demasía a los cultores de los “ganadores”. 

Con respecto a Bolsonaro, los EEUU manifestaron:

La Agencia Central de Inteligencia de EEUU le enfatizó al gobierno brasileño que no ponga en duda el sistema electoral. Sin embargo, el ultraderechista volvió a insistir en la premisa de que habrá un proceso amañado.

Con respecto al atentado que sufriera Cristina dijeron:

"Estados Unidos condena enérgicamente el intento de asesinato de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner.  Estamos con el Gobierno y el pueblo argentino en el rechazo de la violencia y el odio", tuiteó el secretario de Estado de ese país, Antony Blinken.

Pensar que algunos comunicadores y periodistas colocan un manto de dudas sobre la veracidad del cobarde atentado que la vice presidenta padeciera. Mientras el “tío San” se solidarizaba con Cristina, sus “devotos entusiastas” lo niegan. 

Vaca Muerta abre una posibilidad formidable de divisas legítimas para nuestro país. También el gigantesco yacimiento puede socorrer al mundo sobre las falencias energéticas globales, hecho que se agudizó luego del conflicto bélico ruso-ucraniano. 

Quizás Estados Unidos empiece a mirar “el patio trasero”, sobre todo cuando hay mucha evidencia que tanto Rusia como China están “mimando” a Latinoamérica con el afán de abrir nuevos mercados y afianzar su influencia global. Sea como fuere, EEUU por principios o conveniencia parecería prestarle más atención al resto del continente que desea surgir y hablar de igual igual al resto del mundo. 

Vaca Muerta es una oportunidad que junto con los yacimientos de litio y las reservas de agua dulce no podemos desperdiciar de manera alguna. 

Lula da Silva en Brasil, Alberto Fernández, Cristina Fernández de Kirchner y el ministro de economía argentino Sergio Massa son mucho más confiables para el imperio del Norte que Bolsonaro, Macri, Bullrich y Larreta. Estamos convencidos de que esta confianza norteamericana va a ser un un factor más para el triunfo electoral de Lula y del peronismo.

En el alegato final de su propia defensa, Cristina Kirchner demostró su inocencia junto a una solidez intelectual singular. Pero mucho más que esto apreciamos a una mujer entera, no vencida, llena de fuerza para conducir trasformaciones positivas para la Nación en el rol que mejor le parezca. Por atacarla demencialmente, lo único que lograron fue fortalecer su liderazgo y su facultad dirigencial. 


            Máximo Luppino

domingo, 18 de septiembre de 2022

LOS COPITOS, SU FRACASO Y LOGROS

 

Máximo Luppino

Los Copitos, una banda que padece de aporofobia con fuerte raigambre nazi y, en el hemisferio político, admiradores de Javier Milei y Patricia Bullrich. Desquiciados delincuentes, odiadores en abundancia y de escaso talento táctico. Sugiere una “mano de obra” barata y torpe con una gran carga de resentimiento y frustración grupal. Son de los que culpan a otros de los propios fracasos y derrotas. 


Lo cierto es que el extremista atentado contra Cristina Fernández existió. Fue real y concreto. La justicia, a través de la jueza María Eugenia Capuchetti, ordenó la detención de cuatro personas: Fernando Sabag Montiel (el agresor propiamente dicho), Brenda Uliarte, Agustina Díaz y Gabriel Nicolás Carrizo, presunto jefe de la banda. La investigación continúa y se estaría próxima a implementar nuevas detenciones. 

La señora jueza Capuchetti busca en profundidad a el o los ideólogos y financistas del despiadado atentado contra la vicepresidenta de la Nación. Más allá de las líneas investigativas, en tribunales no descartan un quiebre anímico en algún miembro de la sombría banda. Lo cual produciría un escándalo político de envergadura nacional. 

Existieron montos de dinero otorgados a Revolución Popular de parte del Grupo Caputo, según declaró el fundador de esta fracción política. Se habla de $ 1.760.000 de aporte de estos empresarios vinculados a Mauricio Macri y a Cambiemos. Así lo indican varios medios periodísticos. 

Las investigaciones se encuentran mirando hacia arriba, es decir: ¿Quién es el director y guionista de esta película de terror? ¿Corren peligro las vidas de los detenidos e implicados en el intento de homicidio de Cristina?

Los copitos fracasaron, a Dios gracias, en su intento de magnicidio, pero sí lograron interrumpir la celestial relación directa y emotiva que Cristina tenía diariamente con su pueblo. Este dato no es nada menor, es una significativa herida que lograron producir. También, como daño colateral, el tema del desaguisado e impropio alegato del fiscal Diego Luciano quedó en un momentáneo segundo plano. Todo efecto del accionar delictivo de “Los Copitos”. 

Pensamiento, palabra y acción conforman una trilogía bendita si es usada para el servicio al prójimo, es decir para el bien. Todo lo contrario si permitimos cualificar ideas violentas en nuestra mente. Este es el ejemplo de “Los Copitos” donde un rechazo político se transformó en negación del semejante para así convertirse en odio que pretende la muerte de las personas que piensan distinto que a ellos.  

Tan desubicados y divorciados de la realidad están estos jóvenes que creen que matando personas solucionan alguna contrariedad política; cuando en verdad el problema radica en ellos mismos. Además del absurdo creer que se asemejarían al Padre de la Patria cometiendo cobarde magnicidio. San Martín, bien llamado El Santo de la Espada, se opuso a participar en peleas entre argentinos, muchísimo menos avalaría un homicidio artero y cobarde. 

Los titiriteros de Los Copitos quieren una guerra civil, sangre en las calles entre hermanos. No lo van a lograr. El pueblo hablará en las urnas y todos acataremos el designio del soberano. 

Mientras los adherentes a la demencial violencia de Los Copitos se lamentaban por el fallido intento de magnicidio a la vicepresidenta, en el senado de la Nación Cristina, en el ecuménico encuentro con curas villeros y religiosas abocadas a ayudar a los necesitados, exhibían el sagrado mensaje “no odien”.

"Siento que estoy viva por Dios y por la Virgen", dijo Cristina en su primera reaparición pública. 

Permítanme compartir una opinión angustiante. Las palabras que encierran sentimientos buscan concretarse. Hay que escuchar mucho y con el corazón. Se debe cuidar atentamente lo que pensamos y hablamos ya que desatamos fuerzas incontenibles que nos arrastran a la construcción de una vida digna o al lodo del deterioro humano, que es delincuencia profana. Muchas palabras que incitan a la violencia son vertidas irresponsablemente por algunos periodistas y comunicadores sociales.

Los funcionarios de la Ciudad de Buenos Aires desmantelaban los puestos de chorizos (mucho aroma a pueblo) en la Recoleta, mientras detrás de los copos de azúcar con colores llamativos se escondían tétricos criminales. No todo es lo que parece. Las víboras, en ocasiones, se enfundan en costosos trajes perfumados, pero víboras son. 

Por el sendero del destino luminoso el pueblo argentino escribe su destino de grandeza. Muestra de esto es el bendito hecho de que la bala no salió, se quedó dormida sin querer dañar a una persona amada por el pueblo. 

¡Aguanten los choris, los de antes y los nuevos veganos también!

                                                      Máximo Luppino

Con la tecnología de Blogger.

DIPUTADOS SIN ESPÍRITU NAVIDEÑO